Barcelona 181008 RecEn Cataluña continúa también la resistencia cívica a la imposición de Educación para la Ciudadanía (EpC) y a la nueva educación sexual obligatoria de la Ley del Aborto. Profesionales por la Ética de Cataluña ha presentado hoy, en nombre de un grupo de padres de Barcelona capital y localidades próximas, 23 nuevas objeciones a las polémicas asignaturas de EpC.

En total son ya 1200 el número de objeciones de conciencia presentadas en esta Comunidad Autónoma.

(En la imagen, Encuentro de familias objetoras a EpC celebrado en Barcelona).

Barcelona, a 20 de mayo de 2010.- Este jueves se han presentado en el Departamento de Educación de la Generalitat 23 nuevas solicitudes de exención de alumnos frente al conjunto de asignaturas que integran el área de Educación para la Ciudadanía (EPC). En este caso, se trata de estudiantes de Barcelona capital y de localidades próximas. En total, ya se han entregado unas 1200 objeciones en Cataluña.

Ramón Novella, presidente de Profesionales por la Ética de Cataluña, declaró que: “con este acto queremos reiterar la defensa del derecho de los padres a educar a sus hijos de acuerdo con sus convicciones, un derecho fundamental atacado por la EPC, que no respeta las convicciones de los padres”.

El presidente de Profesionales por la Ética de Cataluña ha comunicado que continúan pendientes de resolución varios recursos interpuestos ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña y ante varios Juzgados de lo Contencioso administrativo de dicha Comunidad Autónoma, interpuestos tanto contra las resoluciones denegatorias del derecho a la objeción de conciencia frente a la EPC como contra los Decretos de la Generalitat que desarrollan su Currículum en Primaria, ESO y Bachillerato.

Por otra parte, Novella ha recordado que el Gobierno tiene previsto implantar lo que ya se conoce como EpC II: la enseñanza obligatoria en todos los centros escolares del modelo de educación sexual decidido por el Gobierno para todos los alumnos españoles, en aplicación de las medidas “educativas” establecidas en la ley del aborto. Igualmente, ha vuelto a denunciar los programas de adoctrinamiento sexual que ya está aplicando la Generalitat. En este sentido ha manifestado que “se trata de una nueva batalla que los padres no van a dejar de librar en defensa de sus libertades y derechos fundamentales”.  Finalmente, ha llamado a los padres a seguir oponiéndose a EPC y al futuro adoctrinamiento sexual del Gobierno.