058

La Consejera de Salud de Cataluña está muy molesta. El pretexto es que un comentarista del Grupo de Intereconomía le insultó en un programa y se ha querellado contra él, a pesar de que el comentarista en cuestión le pidió disculpas en el mismo programa televisivo.

Pero la realidad es que está muy enfadada porque han salido a la luz los materiales que su Departamento recomienda para jóvenes. Y es que la señora Geli quiere educar a los hijos de los ciudadanos en su particular visión de la sexualidad, que se ve diáfana en los citados materiales.

Ahora la señora Geli quiere expedientar a una clínica de Barcelona que ayuda a homosexuales a dejar de serlo. ¿Y donde está el problema? ¿No afirma la ideología de género que se puede elegir orientación sexual cuando se quiera y cómo se quiera y que hay que educar a los niños en eso? Pero un ciudadano no puede acudir libremente a esa clínica a que le echen una mano.

De verdad que no entiendo nada.

Teresa García-Noblejas