Alliance Defending Freedom (ADF) y la Fundación Incluyendo México se unieron el pasado 19 de septiembre en las Naciones Unidas para destacar ante los delegados las alternativas que existen para alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio, según han informado ambas organizaciones en una nota de prensa conjunta. El mensaje principal: volvamos a lo básico para mejorar la educación, la salud materna, la mortalidad infantil y los índices de pobreza.

“La Declaración Universal de los Derechos Humanos reafirma que cada persona tiene dignidad inherente y posee derechos fundamentales universales”, dijo Alan Sears, CEO y Director Jurídico de Alliance Defending Freedom. “Si recordamos y vivimos de tal manera, las Naciones Unidas pueden lograr su misión y alcanzar sus Objetivos de Desarrollo del Milenio de paz y unidad entre las naciones”.

El evento llamado “Vida y Familia: Un Verdadero Enfoque para Alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio” se enfocó en cuatro de los ocho Objetivos de Desarrollo del Milenio (MDGs). Estos pueden ser alcanzados si los derechos básicos  -los cuales fueron la base de las Naciones Unidas-  son protegidos. De manera que, al fortalecer los lazos de familia y al respetar la vida se pueden alcanzar estos cuatro objetivos.

La Primera Dama de Guatemala, Rosa Leal de Perez, dio el discurso de apertura y enfatizó el compromiso de Guatemala de apoyar el fortalecimiento de la familia y proteger la santidad de la vida.

El Director del Instituto MELISA, Dr. Elard Koch, presentó evidencias científicas basadas en varios estudios de Chile y México que comprueban el enlace entre la educación superior y la salud materna. Además desmintió la hipótesis de que el índice de mortalidad infantil disminuye cuando el aborto es legalizado. En realidad, en varios países, el aborto incrementa hasta un 10 porciento cuando el aborto es legal.

El Catedrático Asociado Mark Regnerus, presentó estudios sobre la importancia de enfocarse en la familia para superar los niveles de educación. “Tendemos a restarle importancia a cómo una persona se beneficia a nivel educativo, económico y social al vivir en una familia estable”, concluyó.

“Nuestro deber es actuar y así lograr un mejor futuro y alcanzar los MDGs pero debemos ‘volver a lo básico”, señaló Sears. “Al hacer esto, volveremos a descubrir e imitar los propósitos de las Naciones Unidas y el propósito de la Declaración Universal de los Derechos Humanos”.

Al finalizar el evento, la Primera Dama de Guatemala recibió en nombre del Presidente Otto Pérez Molina, el Galardón de la Libertad por establecer los derechos humanos como fundamento de la libertad, la justicia y la paz en el mundo.

Para más información sobre este evento y acceso a los vídeos con las intervenciones de los ponentes: pinchar aquí.

(En la imagen, de izquierda a derecha, Mark Regnerus, Elard Koch, Rosa Leal de Pérez y Alan Sears. Foto: ADF).