Año tras año, el 25 de Marzo, Día Internacional de la Vida, cobra cada vez más fuerza y por todo el mundo se multiplican los actos para proclamar el derecho de todos a la vida desde el momento de la concepción hasta la muerte natural. Así ha ocurrido en este 2015, en el que no han dejado de llegar noticias de movilizaciones en un buen número de países.

De esta gran corriente internacional a favor de la vida queremos destacar hoy aquí los casos de Perú y Chile, países convertidos en verdaderos baluartes en América del primero de los derechos humanos.

Perú ha sido protagonista, el pasado 22 de marzo de una espectacular Marcha por la Vida que congregó en las calles de Lima a más de 500.000 personas. La Marcha contaba con el apoyo expreso del Papa Francisco y fue encabezada por el Arzobispo de Lima, el Cardenal Cipriani, quien en su alocución final indicó que «la marcha es como una gran plataforma de estabilidad que defiende la vida del más débil, la de la persona que está en el vientre de su madre, la de quienes no tienen voz».

Chile por su parte y tal y como se ya se ha informado en esta misma página (ver Chile: las mujeres se movilizan para denunciar el gran fraude a los ciudadanos con el que Bachelet pretende legalizar el aborto), se enfrenta con coraje y creatividad a los planes del Gobierno de Bachelet para introducir en la legislación el aborto por «supuestos», como primer paso al aborto libre, con una estrategia y una puesta en escena que los españoles sabemos bien dónde conducen. Y si el pasado jueves 19 de marzo eran las mujeres las que, vestidas de blanco, realizaban un original acto frente al Palacio de la Moneda, este último lunes 23 eran los jóvenes los que, convocados por «Siempre por la Vida», llenaban  la misma plaza con sus vítores, sus tambores y sus camisetas y banderas rojas para proclamar bien fuerte que «No los dejaremos solos», ni al bebé concebido ni a la mujer embarazada, y que «El aborto no es la solución».

Sobre la importante manifestación del 23 de marzo en Santiago de Chile, reproducimos a continuación la crónica publicada por Religión en Libertad.

GRAN MAREA ROJA PROVIDA EN CHILE: CONTRA LA DESPENALIZACIÓN DEL ABORTO, PIDEN AYUDAS PARA LAS MADRES

ReL / 27032015

Miles de chilenos se manifestaron el pasado 23 de marzo frente al Palacio de la Moneda en la manifestación de Siempre por la Vida y otras entidades provida en contra del proyecto de despenalización del aborto.

Fue una de entre muchas actividades en la proximidad del 25 de marzo, fiesta de la Encarnación y, en muchos países, Día de la Vida o del Niño por Nacer.

Chile es un ejemplo para el mundo entero: tiene un sistema sanitario eficaz y la mejor salud maternal del continente americano (sólo superada por Canadá), demostrando por la vía de los hechos y durante décadas que tener el aborto ilegalizado no causa la muerte de embarazadas en abortos ilegales (que, además, no abortan en países vecinos, pues también en estos está muy limitado).

Miles de manifestantes vestidos de rojo corearon eslóganes a favor de la vida, acompañados de banderas y tambores y muchos jóvenes y estudiantes.

Los acompañaron parlamentarios chilenos que se oponen al aborto junto al Rector de la Pontificia Universidad Católica, Ignacio Sánchez, quien también se ha mostrado públicamente contrario al proyecto del gobierno socialista de Bachelet. El rector aseguró que en los centros de salud de la Universidad no se harán abortos en ningún caso.

Rosario Lagos, coordinadora de Siempre por la Vida, dijo a ACI Prensa que “nosotros decidimos hacer una manifestación masiva, porque creemos que es necesario exigirle a la Presidenta que retire el proyecto de ley de aborto que está impulsando, porque intenta introducir el aborto libre en Chile, a través de las tres consabidas causales (por violación, por inviabilidad fetal y por riesgo de vida de la madre)”.

“Nosotros estamos seguros de que ésa no es la solución que necesitamos en Chile. Acá lo que necesitamos es acompañamiento y apoyo para todas esas madres que están teniendo un embarazo difícil”, agregó.

Dentro de los asistentes, se encontraba un grupo de más de veinte estudiantes de medicina de la Universidad Católica. Clara Schulze explicó a ACI Prensa que “vinimos acá no sólo a defender la vida, sino que a exigirle al gobierno un programa de acompañamiento gratuito, para todas estas mujeres que en este momento se encuentran solas”. Schulze comentó que en Chile existen los profesionales adecuados, en la salud pública y privada, como para desarrollar programas de acompañamiento a lo largo de todo el país.

Elizabeth Bunster, directora de Proyecto Esperanza, institución que acompaña a las mujeres con embarazos vulnerables, dijo a ACI Prensa que “esto ha sido una fiesta por la vida y también un claro rechazo a la propuesta de ley de aborto. Es también un llamado a que la presidenta Bachelet elimine esa ley y más bien haga políticas de ayuda a las mujeres embarazadas en dificultades”.

Julio Isamit, Presidente de Chile Siempre, adelantó que las movilizaciones seguirán. «Este es un año crucial, y frente a la propuesta de aborto estaremos en las calles y recorreremos todo Chile para convencer a la gente de que el aborto no es la solución.”

 http://www.religionenlibertad.com/gran-marea-roja-provida-en-chile-contra-la-despenalizacion-del-aborto-41428.htm

(Foto: Siempre por la Vida)

Para ver el vídeo sobre la manifestación del 23 de marzo ante el Palacio de la Moneda de Santiago de Chile, pinchar aquí.