Estimadas señorías

Le escribo estas líneas, en representación de Profesionales por la Ética, con la confianza del que se siente representado por usted en la cámara europea solicitando su negativa al informe extremista Lunacek.

Al igual que ya fue rechazado el informe Estrela hace unos meses, le pedimos que del mismo modo, este informe sea rechazado, ya que ambos proyectos tienen como objetivo impulsar una reinterpretación y la manipulación de los derechos humanos.

El » Estrela -Report » y el » Lunacek -Report » forma parte de una misma agenda política, cuyo interés es la promoción del aborto como un «derecho humano»,  la sexualización de los niños a través de programas de educación sexual obligatoria, la aceptación de la homosexualidad como una forma de la conducta sexual que debe promocionarse, etc., informes encuadrados, por lo tanto, en  una misma agenda cultural que va dirigida contra el derecho a la vida, contra el matrimonio y contra la familia natural.

Se habla de los derechos de los homosexuales, como derechos humanos, universales, que hay promocionar a la sociedad.  Con el argumento de que los homosexuales también son seres humanos, y que los derechos humanos se aplican también a ellos, evidentemente, como no podía ser de otra forma, por eso son universales, continúan con una argumentación torticera,   de que como los gays y las lesbianas tienen derechos humanos,  el resultado es que «los derechos de gays y lesbianas son derechos humanos». Este argumento tan falaz y simple valdría para cualquier colectivo aunque fuera reduccionista y excluyente.

En el momento que este tipo de argumentario fuera reconocido en la institución europea a la que usted representa, este tipo de  ideas sería promocionable y exportable a todos los países miembros de la Unión Europea. Y nosotros sabemos que esto no terminaría en este punto. El simple hecho de afirmar que la familia natural está compuesta de por un padre y una madre, podría ser tildado de homofobia.

Quisiera hacer constatar, como muestra de ello, la noticia que aparecía en los medios el día 24 de enero con el siguiente titular «Los polémicos apuntes homófobos de la Jaume I de Castellón»

(http://www.elmundo.es/comunidad-valenciana/2014/01/24/52e1805322601db3648b458f.html)

La institución los ha retirado y ha pedido disculpas. Son unos apuntes en los que solo aparecía unas recomendaciones  para los estudiantes de enfermería en relación con los Hijos de Familias Monoparentales, donde se les instaba a explicar la importancia del rol masculino-femenino en el desarrollo del niño y donde se debía facilitar la búsqueda de una figura heterosexual de apoyo al progenitor solo.

Este tipo de apuntes, declaraciones, pensamientos mañana serán acusados de homofobia, donde la libertad de expresión estará completamente cercenada.

Está en su mano, que la este tipo de informes sean rechazados en el Parlamento Europeo y así se lo pedimos.

Muchas gracias por la atención mostrada.

Santiago Díez